ESPLENDOR EN EL BARRO

 

Nos situamos en un campo de barrio, contra un gran rival, en una jornada lluviosa, lógica de Abril, y unos chicos llenos de sueños entorno a un balón.
El agua, persistente, cala la tierra, cala protagonistas y espectadores, lo moja todo. El fútbol es un deporte que juegan once contra once, en el que siempre gana Alemania, pero también, a veces, gana la voluntad, el deseo, un ánimo…..
Son nuestros hijos los que luchan contra el barro, contra el rival. Son nuestros hijos los que se sobreponen, los que aguantan si vienen mal dadas.

El barro como metáfora.

Formamos parte de un club de fútbol “amateur”, de un proyecto sólo interesado en encauzar el ánimo de un grupo de jóvenes. Con 5 equipos, que semana tras semana, algunas veces se gana, y otras también….. Unos jóvenes que nos dan lecciones importantes a los adultos cada fin de semana con su actitud, se gane o se pierda.
Tenemos dos equipos que van los últimos, sí, pero viéndoles competir, parece que se lo juegan todo.
Debemos seguir así, reafirmarnos.

Gracias muchachos por toda la alegría que nos dais.